Cirugía de los párpados (Blefaroplástia)

La cirugía de los párpados, técnicamente conocida como blefaroplastia, es un procedimiento para extraer la grasa y el exceso de piel de los párpados superiores e inferiores, corrigiéndo la caída de los párpados superiores y las bolsas de los inferiores, características que hacen que parezcamos mayores y más cansados de lo que somos. Sin embargo, la blefaroplastia no elimina las -patas de gallo- u otras arrugas, ni tampoco la caída de las cejas. La blefaroplastia se realiza en el quirófano de una clínica de forma ambulatoria.

Suele realizarse bajo anestesia local y sedación. La intervención dura entre una y dos horas. Las incisiones se colocan en las líneas naturales de los párpados superiores y justo debajo de las pestañas en los inferiores, se cierran con suturas muy finas.

Las molestias sobre los párpados son muy leves y se alivian fácilmente con compresas de manzanilla fria y la medicación prescrita por su cirujano. Los puntos se retiran entre los 2 y 4 días.

El edema y los hematomas disminuirán gradualmente hasta desaparecer por completo, y comenzará a verse y sentirse mucho mejor.

La mayoría de los pacientes que se someten a una blefaroplastia comienzan a leer o a ver la televisión en uno o dos dias, sin embargo, no podrá ponerse lentillas, si las lleva, hasta las 2 semanas, y aún así podrá sentirse incómodo durante un tiempo. Se suele volver al trabajo en una semana o 10 días; podrá aplicarse maquillaje con filtro solar para disimular los hematomas si los hubiere y suele ser recomendable llevar gafas de sol durante unas semanas.

Si desea recibir más información sobre este servicio, nos lo puede solicitar mediante el formulario:

Navega...